Aptitud de Mariela demuestra indolencia con las Víctimas de Air Algerie.


Primero que nada tengo que aclarar que como cristiano profeso no está en mí el desear la muerte a nadie. Algunos me dirían que como gay infeliz en mi país en culpa de la dinastía Castrista bastaría para desearles la muerte a todos ellos, pero al respecto confieso que a pesar de vivir insatisfecho, jamás desearía este mal a nadie, debido a que todos más que a nada buscamos la manera de vivir y ser feliz a pesar de nuestros errores, y porque todos tenemos en cierta manera la oportunidad de enmendarnos aun cuando las probabilidades indiquen lo contrario.
 Sé que muchos cuando escucharon acerca de la noticia del avión Air Algerie donde iban 116 personas y que se estrellara en África, relacionado con la muerte de Mariela Castro (sexóloga oficialista cubana) muchos se sintieron satisfechos.
Pasados solo unos segundos, todos estos recibieron para su haber la amarga noticia de que la misma se encontraba viva, desmintiendo y confirmando con aire triunfal que no viajaba en el avión, lo que genero un cierto aire de indignación resultado de su suerte.
Confieso que para dicha de la infanta, no tuve en ningún momento la oportunidad de alegrarme. Pero confieso y valga la redundancia, que si me incomodo la manera en que esta abordara su suerte al declarar de manera indolente con las víctimas que iban a bordo, que se encontraba vivita y coleando, cuando lo primero que uno hace cuando es entrevistado por los medios, es preguntar si hubo sobrevivientes y luego dar el pésame a las familias de las víctimas por el suceso ocurrido.
Déjeme decirle lector que aunque discrepe en materia de funciones con la diputada auto instaurada por el régimen de la Asamblea Nacional Mariela, hija de Raúl Castro respecto a sus escasos logros y como pretende llevarlos a cabo en perjuicio de las minorías sexuales de la isla, solo tengo que decirle que sería bueno que meditara en la posibilidad real de que esto le hubiera acontecido, y que a partir de tal experiencia cambiara su egocéntrica y oportunista forma de ser, para involucrarse más con las personas LGBTI de su país, apoyándoles incondicionalmente, dejando de hacer el doble juego de defensora de los derechos humanos y sexuales, y a la vez responder a los intereses de la dinastía castrista en detrimento de la nación.

Como describe la cabecera de mi blog, soy cristiano, gay y blogger; una formula poco comprensible  para la mayoría lamentablemente en estos días por acá; pero que afortunadamente no me importa lo que piensen, porque mi compromiso ante todo es con Dios, con las personas LGBTI oprimidas por el régimen de la isla, incluyéndome, y por lograr cambios sustanciales que transformen mi realidad como individuo gay y cristiano y sobre todo el de aquellos que por razones de orientación sexual, status serológico e identidad de género no son bien vistos en nuestra sociedad y país , todo en culpa de la herencia patriarcal y homofoba devenida del colonialismo, que alcanzo su cúspide con el castrismo generando divisiones y odios familiares hasta la fecha, sin contar aquellos actos de odio perpetrados todavía a manos funcionarios y oficiales retrógrados y arcaicos con este siglo XXI en que vivimos. @mariojdgonzalez

Entradas populares de este blog

Jóvenes Gays de Cuba: Atractivos pero Peligrosos.

Graffitis en Playa El Chivo Realizado por Gays que Buscan Sexo y que son Detenidos por la Policia.

A ritmo de Sunga y Sexo: Jineteros y Extranjeros en Playa Gay Mi Cayito, con la mirada de los Policías Proxenetas.